El fiscal pide archivar la causa contra el empresario López Madrid por acoso sexual

La Fiscalía de Madrid ha solicitado al juzgado de instrucción número 39 de la capital el sobreseimiento provisional de la causa contra el empresario Javier López Madrid por presunto acoso sexual y amenazas a una dermatóloga, al considerar que las acusaciones no merecen “crédito”.

Por este motivo, en el escrito presentado el Ministerio Fiscal solicita que se deduzca testimonio a la doctora Elisa Pinto por si los hechos fueran constitutivos de un delito de acusación y denuncia falsa, pues sus declaraciones no son “convincentes ni lógicas”.

“No se descarta que obedezcan a una fabulación o a otro tipo de razones”, añade el fiscal que pide no solo sobreseer la causa contra López Madrid sino también la que está abierta en este mismo proceso contra el comisario José Manuel Villarejo, acusado de agredir a la doctora.

Según recuerda el escrito del fiscal, las actuaciones tienen su origen en diciembre de 2013 cuando Pinto denuncia por primera vez a López Madrid, a quien llega a denunciar otras trece veces hasta mayo de 2014.

Acoso desde 2012

Pinto asegura que es acosada desde 2012 por López Madrid, consejero de OHL, si bien la Fiscalía recuerda las conclusiones de un estudio de la Guardia Civil sobre los teléfonos móviles empleados para mandar mensajes amenazantes. Uno de ellos, constata el informe, coincide con los posicionamientos de otros teléfonos de Elisa.

Otras razones por las que el Ministerio Público no da crédito a la denunciante es la relación pro teléfonos que sigue manteniendo con su presunto acosador después de interponer diversas denuncias, así como otros informes caligráficos.

“La falta de coincidencia en las sucesivas declaraciones empaña su credibilidad”, añade el fiscal, que pide al juzgado de instrucción que deje sin efecto un auto en el que se acordaba una orden de alejamiento de la doctora.

Para saber más de López Madrid leer eleconomista.es

El empresario López Madrid pide cerrar la investigación por acoso

El empresario Javier López Madrid ha pedido el archivo del caso en el que se le está investigando tras las denuncias de la dermatóloga Elisa Pinto por acoso sexual y agresión. Mientras, la doctora ha solicitado que llamen a declarar a todos los mandos policiales que tenían «relaciones estrechas» con el empresario, de los que López Madrid intentó borrar sus contactos telefónicos.

El oscuro caso que se investiga en dos juzgados de Madrid -en el 26 está imputado él por acoso y amenazas y en el 39, ella por los mismos motivos- aún tiene pendientes varias diligencias antes de que la Fiscalía y las jueces adopten alguna decisión. Una de ellas es la rueda de reconocimiento a la que ya ha sido citado en dos ocasiones el comisario José Villarejo, el mando policial que la doctora identificó ante la Policía como el que le asestó una puñalada delante de su hijo.

El empresario solicita el final de estas pesquisas apoyándose en informes elaborados por la Comisaría General de Policía Judicial para el juzgado número 39. En estos documentos se apunta la tesis de que la misma denunciante, la propia doctora Pinto, podría estar tras los mensajes de acoso y las agresiones denunciadas. Estos informes apuntan a varias teorías aunque ninguna de ellas es concluyente. Entre otros datos, los investigadores señalan que la doctora pudo utilizar a uno de sus hijos para fabricar los anónimos.

Por su parte, la defensa de la doctora ha presentado un escrito en el que solicita que presten declaración los agentes que han llevado a cabo las investigaciones, y que se realice una prueba caligráfica «bajo el control judicial» a su hijo. Recuerda esta defensa que Pinto tuvo que requerir en numerosas ocasiones actuaciones judiciales y que, incluso, tuvo que denunciar ante el Ministerio del Interior la «pasividad» policial que se estaba produciendo cada vez que presentaba una denuncia por amenazas.

Según consta en los sumarios, el yerno del empresario Juan Miguel Villar Mir contó en su declaración que contrató a una de las empresas del comisario Villarejo, poco después de que el ex secretario general de PP de Madrid,Francisco Granados, le comentara que el policía podía ayudarle en sus asuntos.

EL MUNDO adelantó ayer uno de los informes clave en el otro sumario, el que instruye el juzgado 26. En él, la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil detalla lo que pudo recuperar del teléfono móvil que la juez le hizo entregar a López Madrid. Entre la información recuperada se encuentran contactos con mandos policiales, tanto de Información como de la Policía Judicial. Alguno de ellos, incluso, relacionado directamente con estas actuaciones. Los contactos con los comisarios se produjeron cuando López Madrid iba a acudir a dependencias policiales para denunciar a la doctora Pinto. Y esas comparecencias se produjeron, inicialmente, ante investigadores del grupo de Homicidios. La defensa de la doctora quiere que estos mandos que figuran en el terminal de López Madrid sean citados a declarar por los jueces que instruyen las causas.

Fuentes del entorno del empresario se muestran absolutamente convencidas de que las causas abiertas contra él serán archivadas. Entienden que los últimos informes elaborados por la Policía Judicial avalan que es la propia doctora la que está tras las amenazas y los anónimos.

Según López Madrid, estos informes demuestran que ella o alguien de su entorno urdió un plan contra él, le envió mensajes y se hizo pasar por un asesino a sueldo. También cree que demuestran que ella fabricó las pruebas para encubrir sus delitos y que utilizó a su propio hijo de 10 años para escribir las notas con amenazas.

Desde el entorno de la doctora se sostiene, por el contrario, que es víctima de un complot de mandos policiales. Y por ello, entiende que es fundamental aclarar los vínculos de López Madrid con los agentes vinculados a las investigaciones. El informe de la defensa de la doctora Pinto considera que los informes «no pueden tacharse sino de parciales, interesados y anticipadores de un claro y evidente fin buscado: la fabricación en papel oficial de las coartadas y exculpaciones de Javier López Madrid y del comisario José Villarejo».

Para saber más de López Madrid leer elmundo.es

¡Acosada!

Feministas radicales, periodistas ultrafeministas y vengadores de los explotados por los ricos disfrutaron la pasada primavera con entusiasmo del mejor caso posible para ejercer la justicia de género y la guerra de clases.

Un señorito despechado acosaba e incluso ordenaba acuchillar a una antigua amante ante un hijo de ella de ocho años para que no lo denunciara, haciéndoles vivir a ambos un terror permanente.

A Javier López Madrid, yerno de uno de los primeros empresarios españoles, Juan Miguel Villar Mir, consejero de su empresa OHL y amigo de estudios de Felipe VI, fue despedazado en los medios informativos por rico y machista violento.

Luego, ya se encargaría la justicia de él por haber acosado sexualmente a la dermatóloga de su familia.

Desde marzo hubo una orgía de grandes titulares y programas de televisión que premiaban las obsesiones de periodistas chillonas ?La Sexta– que ven en todo hombre un violador.

La atractiva doctora Elisa Pinto, la mártir, presentaba en el juzgado 26 de Madrid sus denuncias, y el agresor, que lo negaba todo, las suyas en el 39, regidos ambos por juezas.

Leyendo un periódico, Alejandra Soto, hija de un antiguo jefe de Pinto, descubrió que aquella historia era la sufrida en 1993 por su padre, quien para evitar un escándalo le pagó a Elisa un chantaje de dos millones de pesetas.

Esta señora es una chantajista, denunció Soto ante la policía, que ya sabía que las llamadas con amenazas se las hacía a sí misma con distintos teléfonos, que ordenaba a su propio hijo escribir las cartas pornográficas, y que el acuchillamiento era un montaje.

Ahora van a acosarla, pero las juezas, y posiblemente perderá la custodia del hijo e irá a la cárcel, pena pequeña comparada con la sufrida por López Madrid, y comparada también con la que hubiera padecido él si las denuncias hubieran resultado ciertas.

Más aún, nada le ocurrirá a quienes convirtieron a la verdadera víctima en un criminal sexual.

Para saber más de Javier López Madrid leer globedia.com